Modelo de Puntos de Conversación

Todos los Tejanos sufrirán si el estado aplica las leyes de inmigración

  1. Texas depende de los trabajadores inmigrantes para ayudar a que nuestra economía prospere; sin ellos, nuestro futuro económico está a riesgo.
  2. La seguridad pública de todos los Tejanos se pone en peligro cuando miembros de la policía se convierten en agentes de inmigración.
  3. La aplicación de las leyes de inmigración va en contra de los valores de la familia y la comunidad de Texas.
  4. Los ciudadanos estadounidenses a menudo sienten las repercusiones de los esfuerzos del estado para hacerle la vida imposible a los inmigrantes.

 

Texas depende de los trabajadores inmigrantes para ayudar a que nuestra economía prospere; sin ellos, nuestro futuro económico está a riesgo.

  1. Los estados que han aprobado leyes restrictivas de inmigración han sufrido económicamente. Las industrias de la agricultura y la construcción se ven afectadas inmediatamente, causando que los empleadores y los trabajadores agrícolas se trasladen y que los proyectos de construcción se paren.
  2. En Texas, los trabajadores no-autorizados forman el nueve por ciento de la fuerza laboral. Ellos se encuentran en las industrias de servicios de limpieza, construcción, agricultura, y hostelería.
  3. El efecto negativo inmediato a los Estados Unidos de eliminar la fuerza laboral indocumentada incluiría $1.8 trillones en gastos anuales perdidos, $651.5 millones en la producción anual perdida, y 8.1 millones de puestos de trabajo perdidos. Incluso, después de que se haya ajustado la economía, las pérdidas de puestos de trabajo serían más de 2.8 millones.

La seguridad pública de todos los Tejanos se pone en peligro cuando miembros de la policía se convierten en agentes de inmigración.

  1. Los sheriffs de los condados de Dallas, El Paso, e Hidalgo, así como la policía de San Antonio, El Paso, Fort Worth, Austin, y McAllen, se oponen a la legislación que ordenaría a los funcionarios policiales a implementar las leyes federales/civiles de inmigración.
  2. Las oficinas de la policía y los alguaciles tienen recursos limitados y deben establecer prioridades para ser eficaces. Ellos deberían enfocarse en arrestar a los violadores y los asesinos e investigar a robos, no desperdiciar su tiempo buscando por las violaciones federales y administrativas (similar a una violación civil del código federal de los impuestos) entre personas trabajadoras que contribuyen a nuestra comunidad.
  3. Si la policía local elige como blanco a los inmigrantes, socava la seguridad pública de ciudades enteras. Cuando los inmigrantes no confían en la policía, se crean refugios para delincuentes peligrosos quienes se pueden aprovechar de todos nosotros. Además, las víctimas y los testigos pueden ser disuadidos de denunciar los delitos si temen que ellos o sus seres queridos serán deportados.

La aplicación de las leyes de inmigración va en contra de los valores de la familia y la comunidad de Texas.

  1. Texas se enorgullece de su historia única y bicultural. La aplicación de las leyes de inmigración por la policía local y estatal perjudica a la propia estructura de la sociedad de Texas.
  2. La Comisión de la Vida Cristiana de la Convención General Bautista de Texas (Christian Life Commission of the Baptist General Convention of Texas), la Conferencia Católica de los Obispos de Texas (Texas Catholic Conference of Bishops), Texas Impact, Esperanza por América, y docenas de congregaciones evangélicas le están pidiendo al estado que no se involucre en la aplicación de las leyes de inmigración porque destruirá a las comunidades, a las familias, y a las vecindades eclesiales.

Los ciudadanos estadounidenses a menudo sienten las repercusiones de los esfuerzos del estado para hacerle la vida imposible a los inmigrantes.

  1. Más de 3,000 ciudadanos estadounidenses a través del país han sido detenidos erróneamente debido al programa de “Comunidades Seguras” (Secure Communities), una de varias herramientas para controlar la inmigración que depende de la policía local para operar.
  2. Una nativa de Texas pasó la noche en una cárcel de Arlington, se perdió el primer día de escuela de sus hijos, y temió ser deportada después de que las autoridades la confundieron por un inmigrante indocumentado.